Un poema Zen

Recuerdo una conversación con Carlos hace años en que recordaba la historia Zen de un hombre que se acerca al monje andariego y le pregunta -¿Qué es el Zen?, frente a lo cual el monje suelta su morral que cae al suelo y permanece -el monje por supuesto 😉 – inmóvil. Frente a esto el hombre pregunta una vez más -¿Cómo se realiza el Zen?, y entonces el monje toma su morral y sigue caminando.

Y la recuerdo no sólo porque es una buena historia, como para contar a los nietos; cosa que yo no puedo hacer entre otras razones, porque no tengo nietos 😛 . Sino porque me parece dice algo importante acerca de como vivir la vida, de como debe entenderse ésta. Que quietud no es pasividad.

Y que puedo estar “aquí” y “ahora” en constante movimiento. Porque cada momento es “este” momento.
Bueno, por esto ahora subo este poema de Tozan, undécimo patriarca Zen (807-869). (en La Práctica del Zen de Taisen Deshimaru.)

.
No busquéis el camino en los otros,
en un lugar lejano;

El camino está bajo nuestros pies.
Ahora viajo solo…
Pero puedo encontrarlo en todas partes;
ciertamente, él es ahora yo,
pero ahora yo no soy él.
Así también, cuando encuento lo que encuentro,
Puedo obtener la verdadera libertad.

. Tozan

Ojala estén todos bien.
Mario.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: