El Evangelio según Maxwell…

Hace años cuando Juan Pablo II, levantaba la pena sobre Galileo Galilei (un poco tade 😯 ), decía, la verdad no entra en contradicción con la verdad… Obviando el hecho señero, que “su verdad” entro en contradicción por más de 500 años con la verdad…, como parte de una tradición que a muchos les costo -incluso- la vida…
Y bueno…, si es así, tendríamos que reescribir gran parte de nuestros textos sagrados…
Así que para no contradecir esta última declaración de la Iglesia…, y siguiendo las palabras del ya fallecido “Petri Apostoli Potestatem Accipiens”, más comúnmente conocido como Papa… (y de paso salvar nuestro pellejo :P)…

Vaya aquí un pequeño aporte…

Ojala estén todos bien.
Mario.

Achmed The Dead Terrorist

La verdad no me gustan mucho los ventrílocuos, pero Laura me presentó a éste y, todavía estoy riendo. 😉

Jeff Dunhan’s Achmed The Dead Terrorist

Cuando la cosa se pone negra, hay que tomarla con humor 😉

Un abrazo a todos.
Ojala estén bien.

Mario.

La Soga

Hoy veía “La Soga” de Alfred Hitchcock.

  • Director: Alfred Hitchcock
  • Título original y año: Rope, 1948
  • Guión: Arthur Laurents, según la obra de teatro de Patrick Hamilton.
  • Actores: James Stewart (Rupert Cadell), John Dall (Shaw Brandon), Farley Granger (Philip), Joan Chandler (Janet Walker), Edith Evanson (Sra. Wilson)
  • Duración: 81 minutos.

Mi amigo Focus publica en su blog la lista de las 100 películas que se deben ver antes de morir.

Yo creo que no son más que diez, y que “La Soga” está entre ellas.

Basada en la obra de teatro “Rope’s end” de Patrick Hamilton, la película trata de dos amigos que asesinan a un tercero, como realización de un ideal de superioridad, para luego realizar una fiesta en que la mesa es servida sobre un cofre con su cuerpo dentro; y a la que están invitados -entre otros- su padre, su novia, la ex paraja de ésta, un profesor y bueno…, el asesinado, que nunca llega, pero que siempre está presente.

Técnicamente no tengo nada que decir, pues no se nada de eso. Supongo que Vieira (uno de mis mejores amigos) pudiera decir mucho al respecto; pues me han dicho que está llena de maravillas filmográficas.

La cantidad de temas que toca “La Soga” y el tratamiento que reciben, me parecen increibles.
Se podrá decir que es una simplificación del pensamiento de Nietzsche, que se lo reduce a lo más “escandalizador”; pero la efectividad de un pensamiento está también mediado por su impacto. Y el pensamiento de Nietzsche ha impactado profundamente la cultura desde la noción de superhombre; más allá de como ésta haya sido entendida.

¿Cuál es la moral del hombre superior?
¿Qué o quién es éste hombre?
¿Quién lo determina o define?
¿Cuales son lo limites de la socialización?
¿La Cultura es un avance o un retroceso respecto de lo humano?
¿Cuál es el origen de la moral y su verdadero lugar?

Si alguien piensa que -a está altura- es una locura reflexionar acerca del superhompre, que mire al lado y vea cual es la valoración de los intelectuales, de los artistas, de los hombres de deporte, de los militares, de los empresarios transnacionales, etc…, que tienen algunos medios o individuos; o incluso la valoración que muchos de ellos tienen respecto a sí mismos.
Y si extrapolamos todo esto desde el individuo a los colectivos, la cuestión da para mucho más…, sobre todo considerando nuestra historia reciente.

A 60 años de su realización sigue siendo una película de actualidad impactante.

Y eso es sólo la discusión más evidente que puede salir de “La Soga”; la teoría de la pesquisa que hay detras del accionar de Rupert Cadell (James Stewart) es un tema -ya- por sí mismo. Sin hablar de la misoginia siempre presente en el cine de Hitchcock, de la insinuación de la homosexualidad de los asesinos, de algunos maravillosos comentarios acerca del proceso creativo, etc.

Una maravilla de película.

El asunto es que si hay que ver cierta cantidad de películas antes de morir -aunque algunos crean que son cien y yo crea que no son más de 10- “La Soga” está, indudablemente, entre ellas.

La Soga – Alfred Hitchcock

MAHA PARAMAMBO SUTRA

Mucha gente piensa que lo espiritual es algo que está más allá, precisamente donde no transcurre la vida. Cuando en realidad, no es otra cosa que la vida misma.

Encontré ésta muy graciosa y bella historia en la página del grupo Zen Viento del Sur (Linaje de la Sangha Díamante, de la tradición Sanbo Kyodan, en Buenos Aires, Argentina).
(Escribo esto y recuerdo a Eishu y a un montón de gente en Chile, pues es la misma tradición por la que yo entré al budismo)

El camino del Buddha es el camino que recorremos todos, cada día. Sólo basta abrir los ojos y darse cuenta.

Jamás hay que olvidar que si el Amor es la Flor de la vida; la Risa…, es el Perfume

————————————

MAHA PARAMAMBO SUTRA

Una biografía del Muy Venerable Maestro Mambo

Así he oído:

El muy venerable maestro Mambo nació en un país subdesarrollado del Sur, durante el reinado de la dinastía Men Dez, bajo la influencia del nuevo orden mundial gestado en el Norte.
Su adorada madre le dio a luz en un vetusto sanatorio, en medio de una feroz huelga de médicos.
Al ver la luz de la sala de partos comprendió que era su último renacer y dejando caer su cuerpo y mente se abrió paso con vigor. Era tal su decisión y voluntad que fue a parar directamente al piso, allí se alzó sobre sus dos piernas rollizas, caminó siete pasos al Norte, catorce al Sur, veintiocho al Este, y al dirigirse al Oeste tropezó y cayó al suelo golpeándose muy fuerte. Fue entonces cuando abriendo su boca y usando su poder paranormal de hablar en lenguas dijo: “¡Ohh God! ¡I have a little body!

Este fue su Primer Hecho

A la edad de veintinueve años era soltero y sin mujer. Trabajaba en una oficina quince horas por día y alquilaba un pequeño cuarto donde dormía y compartía el baño con otros inquilinos. Día y noche su mente se mantenía enfocada en la única cuestión que le daba motivación para vivir, un profundo recuerdo fijado en el inconsciente a través de vidas y vidas de práctica, búsqueda, profundización, un mensaje grabado a fuego por su maestro.
En la oficina, ensobrando cartas, en la pizzería Ninja, en su cama, día y noche, minuto a minuto, solo había lugar para el Gran Koan que acaparaba su atención:

– el maestro había dicho: “¿Cómo cuernos saldrás de esto?”

En ese tiempo cuatro sucesos ocurrieron y transformaron su vida puliendo su karma y disparándole hacia su destino:

  • Le aumentaron el alquiler y ya no pudo pagar.
  • Su TV se descompuso definitivamente.
  • La vecina del 4to. piso se mudó.
  • El portero le miraba siempre muy mal.

Mambo comprendió entonces: La vida es sufrimiento

Este fue su Segundo Hecho

Pleno de deseo de realización partió en busca de maestros que le guiaran a través del Gran Camino. Entrenó y estudió en las más variadas disciplinas espirituales de la época: Aerobic, Streching, Fisicoculturismo, Paddle, Marketing, Zapateo Americano, y hasta Secretariado Ejecutivo. Mas no halló consuelo para su inquietud espiritual y se sentía estancado en su Koan.
Cansado de todo, deprimido, entregado al fin, tomó su mochila y se fue a Río. Acomodó una bolsa con cascotes que estaba por allí, y se sentó bajo un árbol con la firme determinación de alcanzar la Iluminación Suprema. Luego de siete días sentado sin comer ni beber ni dormir, fue rescatado semimuerto por un indigente ebrio que andaba por allí.

Este fue su Tercer Hecho

Años pasaron de intensos peregrinajes, búsquedas sin fin.

Un día paseando por el mercado, oyó hablar en susurros de un extraño y exótico lugar prohibido llamado “El Dragón Rojo”. Pleno de excitación, intuyendo íntimamente que eso era, armó su mochila y partió a pie. Tardó ciento ocho días en llegar. Cruzó rutas, avenidas, la pampa, la sierra, ríos y montañas. Al fin llegó semimuerto de cansancio. Contempló el río correr danzante, las flores azules, los dientes de león, y comprendió que si no comía algo iba a morir sin alcanzar su objetivo. Decidió cruzar la ruta, apenas tres metros lo separaban de su sueño esencial, pero las piernas no le respondieron, agotadas por el esfuerzo se detuvieron en la mitad de la ruta y ya no pudo avanzar. En ese momento venía a toda velocidad una moto antigua conducida por un extraño hombre de barba y atropelló a Mambo que se encontraba paralizado en medio de la ruta. Malherido y agotado Mambo se halló en el piso y abriendo sus ojos se encontró con el rostro extraño del hombre de barba que lo miraba con curiosidad. Con su último aliento y deseoso de morir en paz Mambo preguntó: “¿Es este el famoso Dragón Rojo?”. El hombre de barba dijo: “¡Huummmm!”. Al oír este sonido Mambo experimentó como si un inmenso bloque de hielo se hubiera derretido en su interior y con él se hubiesen disuelto todas sus dudas. Sudando y en lágrimas hizo Sampai ante la moto antigua, y ante el extraño hombre de barba y escribió en el asfalto con un tarro de pintura que estaba por allí:

Si no lo ves, la vida es un bloque sólido, sufrimiento sin fin.

Si lo ves, la vida es como una burbuja, como un sueño,

y no puedes sino balbucear acerca de ello.

Ahora dime: Si no lo ves y no no lo ves, ¿Qué es?

Este fue su Cuarto Hecho

Luego de alcanzada su iluminación Mambo se quedó junto al extraño hombre de barba durante cincuenta años, profundizando la Visión Sin Fin.

Unos meses antes de morir escribió el Mambokan, La Barrera Sin Mambos, para el beneficio de los diez mil seres en los tres tiempos y en las diez direcciones. Luego de saludar a sus discípulos y compañeros subió a la moto, símbolo de la transmisión, y partió a la eternidad.

———————————–

Ojala estén todos bien.
Mario.

Humor Abierto y Conceptual

Un muy buen chiste gráfico de Daniel Paz, un dibujante -inteligente- que me gusta mucho y, que le recomiendo a todo el mundo.
Es realmente bueno.

ah! Mi vida….

Hace años un muy buen amigo (Krause) me dijo que tenía tipificadas mis fases de desastre sentimental y me las explico una a una:

  • Me ENAMORE!!!!!: es la mujer más linda del mundo,
  • Terminé: la vida se acaba; se murió el amor (aunque esa frase final es del también terriblemente dramático Fabián),
  • Estoy solo: -¿Cómo estai güeón? -Como la mierda güeón…, sufrooooooooooo 😦
  • NO ME ENAMORO MÁS. He perdido la capacidad de amar……………………., sufrooooooooooo 😉
  • Me ENAMORE!!!!!: Es la mujer más linda que puedas imaginar…..

Laura una muy buena amiga, también me lo decía; aunque como ella me conoce más que ninguno, no espera a que yo se lo diga. Me mira y me dice: “Te enamoraste”; o “estai mal”. Y a está altura (son años de amistad) se ríe…
(pero yo sufro…, de verdad sufro 😛 )

Igual no me quejo; me ha ido mal (francamente mal) pero he estado con mujeres preciosas (no reniego de ninguna) inteligentes (el mejor afrodisiaco después del amor) y terriblemente complejas (sí, despues de todo me gustan así 😉 )
Y sí, me han hecho daño; pero yo he he hecho daño también. Y además es un error pensar que a uno “lo dañan”, es uno el que se deja dañar; y tiene que hacerse responsable, pues como escribió Benedetti. “la culpa es de uno cuando no enamora”.
Aunque sí; eso no exime de culpa a ninguno, que de verdad hay unxs hijxs de puta por ahí que son culpables de todo, sin importar que uno sí enamore (pero ese es ya otro tema, yo en mi caso prefiero ser bien pensado).

¿Y a qué todo esto?
Es que en el periodico del domingo salió una viñeta por la cual no puedo para de reir…, y es (para mí) demasiado buena. Sobre todo ahora que estoy en la fase “se murió el amor”, “no me enamoro más”; fase que esta vez ha sido demasiado y sospechosamente larga. La verdad, sí; ya estoy cansado, y lo último me canso aun más, quizá porque me importó -también- más.

Pero bueno, antes de seguir y manchar de sangre el computador -jajajajjajjajaja- subo la viñeta.
De verdad es muy buena, y para mí, terriblemente cierta. 😉

jajajajaja
Que estén todos bien.
Mario.

Cotidiana 2

A mí se me puede acusar de muchas cosas; la moral cristiana podría resarcirse en condena profunda por mis -por ella considerados así- innumerables pecados. Pero de una cosa que nadie me podrá acusar jamás y es algo de lo que me enorgullesco -si bien no creo en el pecado o la culpa- es de discriminación.
Nada me parece más repugnante que la discriminación. Bueno…, casi nada.

(de eso se trata este post)

Muchas veces he discutido en este blog acerca del concepto de democracia. Y no siempre -he de ser sincero- a quedado claro.
Siento un profundo rechazo por las actuales formas democráticas intitucionales, y si aceptamos que una formación política no es su teoría, sino su puesta en juego concreta, entonces… ¡No! No soy un demócrata.
Pero pese a todo, sí hay una noción democrática; y bajo ese respecto, bajo lo que de propuesta, de respeto, de potencialidad, de reconocimiento de lo humano tiene, entonces… ¡Sí! Soy un demócrata convencido.
Aunque sepamos que tiende a la irrealización.

¿Y por qué hago está aclaración?

Porque hoy estabamos con Elsa -la señora a la que le alquilo- y una amiga de ella, converzando sobre religión, teología e historia; las guerras religiosas, los sitemas cosmogónicos asociados, etc. Y entonces aparece “él” (me reservo su nombre para protegerlo de la ignominia) y mientras yo pensaba en Cátaros, Gnósticos, William Blake, Swedenborg (un regalo que jamás terminaré de agradecer a Russo), Borges…, etc. Elsa le pregunta:

¿ […] tú eres agnóstico?

Y el responde:

No, yo soy chileno.


😯 😯 😯 😯

¡¡¡ PERO ¿QUÉ? !!!
ES DECIR: ¡¿CÓMO?!

Es decir… 🙄

O sea… 🙄

¡¡¡ ¿¿¿ Me van decir que el voto de ese tipo vale tanto como el mio ??? !!!

¿Se entiende la incomodidad?

Nunca he tolerado la estupides.
Porque eso, no es ignorancia.

Repito, ¿el voto de ese tipo vale tanto como el mío?

Me parece atroz.