Nada más es importante.

Vengo despertando recién y, con mucha pena.
Tuve uno de esos sueños tristes; de esos sueños que dan pena durante el sueño y que dejan pena al despertar.

El tema es que asistía la extinción de una especie. Extinción pública, pues era la muerte -era un asesinato- del último espécimen de la especie (que se encontraba en cautiverio)…, y todo esto se mostraba como espectáculo.

Y la pena era infinita, era de esas penas que salen de muy dentro y que son tantas penas juntas que se atoran y no alcanza a salir.
Después llego a escribir a mi oficina, en una sala de redacción, sin poder dejar de pensar en ello, en la certeza que nada más es importante…

Y bueno…
Resulta, que de verdad…, al lado de la profunda devastación ecológica, nada es importante.
Ni siquiera nosotros.

Hace un tiempo quería escribir un post, sobre La Revelación de Sturgeon: “90 per cent of everything is crap”. Y cuando uno ve el estado de las cosas, tiende a estar de acuerdo con él.

Calentamiento global, depredación del medio ambiente, biopiratería, la deuda ecológica aumentando día a día, etc.; y todo para que unos pocos se llenen de dinero, sin importar que el modelo de desarrollo se base en la destrucción indiscriminada…

Y claro, frente a todo esto -que sí es importante- el resto simplemente parece nada.

Conocidos, amigos e incluso unas ex-parejas, me recriminaban el que según ellos y ellas me importaba más salvar a las ballenas que la gente; a lo que yo respondía, que no me importaban más, sino lo mismo.

Y sin embargo hoy debiera decir…, no se…

Es que en verdad cada vez me convenzo más que el problema somos nosotros…, y que no va a haber política ecológicamente sustentable, mientras -por de pronto y aunque suene feo- entre otras cosas no paremos de nacer.
No es factible pensar nuestra relación con el medio como si fuesemos un factor exógeno a él, al que le basta administrar de forma correcta los recursos. Pues, no somos otro distinto del medio y, la biodiversidad no es un recurso sino vida y no otra cosa (creo que era Næss quien hablaba de igualdad Biocéntrica).

Quizá por eso no le creo mucho a políticos con aires ambientalista que se preocupan de la preservación de recursos naturales, pues uno preserva un recurso para poder seguir explotandolo.

Insisto, si el tema es la vida, entonces tenemos que reconocer que no somos más que una forma de vida entre otras, abandonar lógicas especistas y, bajarnos de la nube.

Y si en una de esas, no podemos hacerlo y producto de nuestras malas prácticas nos extinguimos, bueno…, a veces la cura es fuerte, pero es una cura después de todo.

En todo caso y voviendo a Sturgeon si bien la Revelación de Sturgeon asegura que: “go per cent of everything is crap”. Por otra parte la Ley de Sturgeon afirma: “Nothing is always absolutely so”. Así que es bueno relativizarse un poco de vez en cuando.

Pero sólo un poco.

Ojala estén todos bien.
Mario.

PD.: Esté post lo iba a subir ayer, pero lo guarde estupidamente como borrador, por eso la fecha es de un día anterior.

El Reino de los Muertos

Lo tube hace unos días. fue un sueño extraño, pero me gusto…
Un sueño en dos partes.

 

oakland-cemetery-mono-b.jpg

El Reino de los Muertos

Prima Pars:
Y resulta que iba en un auto con mi madre -con la que no vivo hace un buen tiempo- auto que conducía un tipo que parecía ser pareja de ella. Manejaba a toda velocidad, tomando las curvas muy cerradamente. En un momento determinado entra por un largo tunel de piedra y al salir nos encontramos con una carretera transversal, sin continuidad del camino por el que ibamos, al tratar de doblar en 90º el auto derrapa y nos vamos contra el borde del camino…

Salimos del auto mi madre -donde estaba el tunel ahora hay una Iglesia derruida al borde del camino con tipo en su tejado haciendo algo con un instrumento que parece un asadon- y yo y curiosamente una de las perritas de la casa que aparece junto a nosotros (el tipo que conducía no se ve por ahí) y vamos caminando junto a una mujer que nos conduce al pueblo mas cercano; pueblo al que hay que llegar por un camino que atraviesa el bosque.

Y caminamos…

En un momento determinado nos separamos y caminando por el bosque, lo se. Tengo la certeza… Estamos muertos…
(el tipo que iba con nosotros no bajo del auto porque el equipo de paramédicos alcanzó a resucitarlo)
Nos reunimos de nuevo, estamos llegando al pueblo; un poco antes, la chica que nos conduce, dobla, adentrandose en el bosque por una huella marginal y -efectivamente- estamos ahí, en el Cementerio… El sueño que se movia en un verde brumoso, adquiere coloraciones entre pasteles y perladas de tonos plata, grises y azul… y cielo se ve maravilloso

El Cementerio es grandioso, una gigantesca y majestuosa e infinita Necrópolis que parece no tener fin (lo se, es redundante; pero es la sensación que tengo). Estamos muertos y nos presentan al mundo de los muertos; a este Cementerio llegan todos los muertos y hay muertos de todo tipo.
Es bellisimo.
Conversamos, nos separamos, nos enseñan lo que hay que saber de este mundo, etc…

En un momento determinado camino por el borde, más alla está el bosque, cuando por afuera, aparece la perrita (hace rato ya que no la veía) está moribunda tratando de entrar (en ese trecho el camino está más bajo) por lo que tengo que salir para tratar de ayudarla -yo a está perrrita la adoro- y no pienso dejarla ahí; debo ayudarla a morir.

Salgo del Cementerio y la abrazo.

Despierto.

Secunda Pars:
Estamos en la casa con mi madre y mi abuela (mi abuela, de verdad, murió hace un buen tiempo ya) converzando…, y mientras mi abuela sale de la habitación, discutimos acerca de un viaje, posibilidad que sólo nosotros tenemos y no mi abuela, porque a diferencia de ella sabemos que estamos muertos.

Despierto.

***

Me gustán estos sueños.
A diferencia de muchos que despiertan cuando les pasa, yo muero en mis sueños y sigo soñando.
Fue un buen sueño, sensaciones muy gratas…
Como todo en estos días…
Extraño y hermoso…

Recuerdo que Pablo y Diego (dos tipos que quiero mucho) se espantaban cuando en medio de un brindis, yo vertía licor en la tierra; brindando por los muertos e invitandolos a brindar con nosotros.
¿Será esta su manera de agradecer…?

No se.

Un beso.
Ojala estén bien.

Un saludo desde el Reino de los Muertos…
Mario.

Una de Osos.

Y resulta que estaba en una especie de evento y aparecía un Oso gigantesco en un espacio que se habría en el aire justo frente a mi y cogiendome por la cabeza (la que quedo integra dentro de su hocico, en el cual se podía ver) me llevo a su cueva.
En realidad era un sistema de cuevas que se hundían en la tierra, por las cuales era arrastrado en una especie de limpieza cuyo paso último era una purificación en que era cubierto por fluidos y desechos corporales de todo tipo. Limpieza en la que incluso me cambiaba la cara que hasta ese momento no era la mía propia.
Y al fin, en la cueva principal, secuestrado por una pareja de Osos que no me dejaban escapar, en el corazon de la tierra.

Es caracteristicas de los sueños el tener su propio tiempo; pero este se pasó, estuve seis meses prisionero, cortandome la barba con una piedra, mirando hacia la superficie por una rendija.

Ahora, ahi la cosa se ponía rara (más) porque lo que veía era como un plano alterno de la tierra -desde el corazón de ésta- que estaba lleno de osos en el Ártico los que eran masacrados por una maquina que de alguna manera había logrado entrar. Veía una tribu de Indios en la que frente a la matanza y depredación del planeta un padre le decía a su hijo -en un cementerio indigena- “esto era una guerra” y se alistaba a luchar.

Hartas cosas me enseñaban los osos en esos seis meses -algunas rarisimas- hartas veía por la rendija-cristal…
Hacia el final la Osa daba a luz para luego morir; por lo que me quedaba cuidando al osezno. Todo bien.

¡6 MESES! y me los viví toditos…

Un beso a todos.
Alkkáno (AlkkUrsus debería firmar ;))

Sueño

Y resulta que soñé que era una mujer que asumía su lesbianismo y que se revelaba contra 5000 años de dominación patriarcal y el agresivo acto de penetración por parte del macho chovinista de su marido; todo en un ambiente muy visual tipo David Bowie de principios de los 80’s con permanente música de fondo en la misma onda new wave (juraría que escuche hasta una versión tecno de Bananarama). Organizado el sueño en cuadros temáticos que se sucedían sin continuidad temporal sino que articulados por Título, buscando crear una resonancia emocional en el espectador; a saber, yo.

Lo que me gustó del sueño era el Bar, que fungía como especie de vínculo entre una historia y otra, con sus instalaciones, su música y los garzones sirviendo “personas” en bandejas de plata, con sus botas de Whisky y Cuero en un diseño que voy a tener que realizar.

El sueño desde un punto de vista estético era francamente maravilloso.
Desde el punto de vista psicoanalítico es algo en lo que prefiero no profundizar…

Estoy francamente IM-PAC-TA-DO.